Se le esfuma de las manos el poder a Rosalino Morales Alaves

Destacado Se le esfuma de las manos el poder a Rosalino Morales Alaves
Se está topando con su realidad de una unidad falaz en el departamento de jubilados

Salina Cruz, Oaxaca. El lema de campaña de Rosalino Morales Alaves, para ser reelecto como dirigente del departamento de Jubilados del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana STPRM de la sección 38, no encaja con la realidad que está viviendo. Su estrategia de “Vamos todos juntos”, está lejos de creerse.

Un prueba fehaciente ha sido las reuniones con los socios a los que ha convocado, prácticamente obligado, y aún así no asisten.

La historia que se creó Morales Alaves, dentro del departamento de jubilados está por fenecer. Sus cotos de poder que lo hizo hacerse de varias propiedades y de una mala reputación en esta gremial se le desmorona en sus manos.

Los socios conforme se aproxima la elección están abriendo los ojos, ante una mala administración que hizo más por el interés personal que el velar por cada uno de los socios que con sus cuotas catorcenales hicieron crecer a este departamento.

Cada día, los socios y socias del departamento de jubilados del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana STPRM de la sección número 38, están convencidos en que el cacicazgo de 18 años de Rosalino Morales, debe fenecer, debe llegar una nueva dirigencia que lleva las riendas con honestidad y apegado a los derechos de cada socio.

Bastará ejercer una elección democrática y limpia dentro de este departamento para que los trabajadores petroleros jubilados, puedan cumplir con la decisión que de sobra está ya tomada.