Salina Cruz, abandonado por sus autoridades

Salina Cruz, Oaxaca. Considerado en estos últimos seis años como un paraíso para la inversión por su zona estratégica a través del proyecto interoceánico, Salina Cruz, está convertida en el paisaje de una ciudad bombardeada o en plena guerra y no de una ciudad en pleno crecimiento que exige servicios de primera calidad para atraer turismo, inversiones y empleo.

El mal estado de sus calles y avenidas, no prometen nada alentador para aquellos que han tenido alguna idea de invertir en Salina Cruz.

La infraestructura urbana de este puerto, ha ido en decadencia en estos últimos seis meses en los que al municipio le tocó tener un gobierno Morenista.

Este problema aqueja y molesta a la ciudadanía, a los automovilistas, a los prestadores de servicios, como el transporte público que a diario se tiene que encontrar con cráteres que se ven en cada calle, barrio y colonia.

Sus camellones han sido inundados de maleza y basura, desde la entrada de la ciudad hasta el primer cuadro, mostrando a los visitantes una imagen de un pueblo viejo, olvidado por sus autoridades y nada atractivo.

Desde otra perspectiva, las condiciones deplorables en las que se encuentran las calles y vialidades llega a ser un problema de carácter empresarial y público.

Además, ocasiona la reducción en la productividad de las empresas y se convierte también en un problema de los ciudadanos.

Desde luego que, no solamente existe negligencia de parte del alcalde, sino también de todos los representantes de las diferentes fuerzas políticas que conforman el Cabildo.