IMSS: “LOS REYES MAGOS” DEBEN REGALAR JUGUETES DE ACUERDO A LA EDAD DEL NIÑO

Para menores de tres años no deben ser piezas pequeñas, a fin de evitar que sean tragadas

La Delegación del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Oaxaca hace una recomendación a los “Reyes Magos” para que los juguetes que regalen deban ser adecuados a la edad del niño con el fin de evitar que sufran accidentes o se lesionen. Para los menores de tres años es peligroso las piezas pequeñas, ya que pueden metérselas a la boca y nariz; también debe vigilarse que no tengan puntas o sean muy pesadas.

Si lo juguetes que reciben necesitan de un espacio amplio para ser usados –como los patines, bicicletas y patinetas-, hay que enseñarles su manejo y acompañar a los niños a parques o sitios adecuados para que puedan disfrutarlos con toda seguridad.

Hay que asegurarse que lleven un casco para proteger la cabeza, así como rodilleras y coderas, ya que así se reducen las posibilidades de un daño ante una caída.

Tal recomendación la hace el jefe Delegacional de Prestaciones Médicas, doctor Víctor San Pedro Suarez, quien  aconseja a los padres supervisar a sus hijos cuando juegan y que antes de comprar un juguete lean los instructivos para su uso adecuado.

Dijo que según las regulaciones actuales, los juguetes destinados a niños menores de ocho años deben estar libres de bordes agudos de metal o de vidrio, indicó y precisó que especial cuidado se debe tener, de que los muñecos de trapo y peluche tengan sus decoraciones bien fijas, como son los ojos, narices, botones, lazos y cordones, ya que pueden ser jaladas o mordidas e incluso tragadas.

Explicó el médico del IMSS que en el caso de sonajas similares, hay que asegurase de que no quepan en la boca de un bebé, aun cuando sean comprimidas, por lo que siempre deben ser piezas tan grandes que no puedan ser tragadas o inhaladas por los infantes.

El doctor San Pedro Suárez sostuvo que los juguetes eléctricos deben ser únicamente para mayores de ocho años de edad y que se les debe enseñar la manera de usarlos; debe procurarse siempre que sea bajo la supervisión de un adulto.

Los juguetes que requieren de dardos y flechas, o proyectiles de algún tipo como pistolas y rifles, deben tener puntas inofensivas (de goma, corcho u otro material protector).

Finalmente, dio a conocer que este tipo de juguetes es  preferible no regarlos ya que pueden causar lesiones, especialmente a los ojos. Dijo también que hay que deshacerse de las pilas usadas, especialmente las de tipo “pastilla, comunes en el uso de relojes, para evitar que sean tragadas por los menores de tres años.