Está aquí: InicioOpinionEscaparate políticoSALPICADERO

SALPICADERO

Escrito por  Felipe SÁNCHEZ JIMÉNEZ Publicado en Escaparate político Lunes, 10 Julio 2017 10:14
Valora este artículo
(0 votos)

El cochinero desde los partidos políticos no deja de fluir. Los sicarios Francisco Martínez alias “Pancho mugres” con su hijo Javier, y Flavio Sosa motejado de “demonio de Tasmania”, se han encargado de exhibir la vileza con que suelen actuar para mantener cautiva esa clientela política que lo mismo usan para votar que como carne de barricada. Deja ver también que la ignorancia y pobreza de los que viven alrededor del gran tiradero de basura, los hace presa fácil de este caduco sistema de gobierno.

El prolongado problema que se agudizó cuando los violentos del partido MORENA, enfrentaron a los matarifes del grupo “14 de junio” ahora al servicio del PRI, se encargó de exponer la miseria humana de estos dos especímenes de la fauna negra de la política.

También exhibe la estrechez ideológica de los partidos que los subvencionan y las escasas convicciones de los políticos que les compran sus métodos violentos para mantenerse en el poder. Caso concreto la presidenta municipal de Zaachila, la morenista Maricela Martínez Coronel. Esta dama primero fue alcaldesa gracias al PRD. Hoy repite por MORENA y por eso la tripulan Flavio y Raciel Vale, su antecesor. Por su estrechez política no pudo avizorar que “la violencia engendra violencia”. Le resultó muy adverso adoptar la estrategia de Flavio Sosa: terrorismo político a través de la quema de casas y automóviles. Es el sello del “demonio de Tasmania”. Es terrorismo rústico porque no atacaron a “Pancho mugres”, ni a su hijo Javier ni a sus pistoleros. Hicieron víctima a mucha gente por el solo hecho de vivir en esas empobrecidas colonias.

Paradójico pero vemos algo bueno en esta explosión de violencia en los alrededores del muladar. Oaxaca entero confirma la clase de alimaña son los dueños de las organizaciones COMUNA y “14 de junio” y la caterva que manejan. En más de 20 colonias rumbo a Zimatlán y Zaachila, los ven como apestados. Autoridades municipales de Reyes Mantecón, Quiané, Tilcajete, se han unido contra las huestes de “Pancho mugres” a quienes el gobierno quiere dar ahora trato de “desplazados”. Esos pueblos los consideran apestados, nadie los quiere como vecinos, menos como refugiados.

INFECTADOS

Los métodos de terrorismo político no son nuevos en el partido MORENA. Este procedimiento es recurrente entre los “maistros” del cartel 22. Casi todos planeados y encabezados por el mismo Flavio Sosa. La presidenta municipal de Zaachila los puso en vigencia con el agente municipal de la colonia Vicente Guerrero.

Así lo calculan los diputados pejistas en el congreso local que deliberan que, lejos de abonar a la imagen de su candidato presidencial AMLO, los hechos violentos pueden contrarrestar. Ante lo prolongado del conflicto que, hasta ayer parecía irresoluble y sus consecuencias de la inundación de basura la ciudad, dicen que, por primera vez, los diputados morenistas parecían mesurados, después de su fracaso por defender lo indefendible en la tribuna del congreso local. La diputada María de Jesús Melgar, intento justificar la violencia. Pidió al gobernador frenar a sus “aliados” de la 14 de Junio, pero un diputado priista la calló con una sola pregunta ¿quién es más violento, Ustedes o los otros?

REPERCUSIONES

Ayer mismo, en el ámbito político el conflicto se potenció. La iniciativa del gobernador Alejandro Murat al encabezar una gran movilización para limpiar la ciudad, fue aplaudida pero a la par los participantes preguntaban ¿Dónde van a poner la basura?

Y es que hasta anoche, la presidente municipal de Zaachila y sus huestes Morenistas, se negaban a reabrir el muladar para que los camiones llevaran los deshechos.

La realidad es que nadie quiere la basura en sus áreas, ni en sus calles como tampoco quieren lo desechos del MORENA y “14 de junio” como vecinos. Aunque digan que estos últimos son “desplazados”, nadie los soporta en su colonia, menos en su municipio. La sociedad, los vomita por su comportamiento delincuencial.

REPUNTA

La asamblea del consejo político estatal del PRI pasó sin pena ni gloria. El dirigente estatal Germán Espinoza, sin la menor idea de qué hacer con los preparativos para la próxima asamblea nacional, redujo el evento a una mera reunión de burócratas. Algunos asistentes salieron desencantados. No hubo propuestas, menos autocrítica. Ni siquiera la presencia del gobernador Alejandro Murat, levantó ánimos.

A la que ven con altibajos en su ánimo es a la diputada Mariana Benitez Tiburcio. A la alza, cuando sabe que su mecenas Jesús Murillo Karam, es pieza fundamental en la organización de la próxima asamblea nacional.

A la baja ese talante cuando descubre que en la competencia por el Senado, no es la única como mujer con posibilidades, por aquello de la paridad de género. Y es que ayer concluyó una intensa gira de trabajo por el Istmo y Valles centrales, la directora general del Instituto Nacional de la Economía Social, Narceladia Ramírez Pineda. Mientras la primera anda en precampaña abierta, la funcionaria federal anda sembrando apoyos para hombres y mujeres oaxaqueñas creadores de microempresas.

Lo que alienta a doña Mariana es que, dicen, los preparativos de la Asamblea General no están a cargo de Ochoa. El presidente Peña Nieto encargó esa responsabilidad a Ruiz Massieu, que es una negociadora dura y con bajos niveles de tolerancia, y al exprocurador Jesús Murillo Karam, quien ha trabajado estrechamente con el presidente en materia electoral y partidista desde hace más de una década.

Visto 126 veces

Más en esta categoría: « GOBERNACIÓN PESQUISAS »

Articulos Anteriores

Facebook