Viernes, 24 Enero 2020 09:55

Lo que circula en redes, aparte del virus.

Escrito por DanyBoy

‘Touché’ a la CONADE.

Touché le decía el licenciado Arturo de la Barrera a Teresa cuando ésta, en medio de su ‘maldita pobreza’, le debatía algo con argumentos brillantes. Y es que, efectivamente, en la cultura pop, se acostumbra decir ‘touché’ cuando alguien te dice algo tan sólido que te deja sin poder contradecirle.

El término francés ‘touché’ proviene de la práctica de la esgrima en donde se utiliza cuando el adversario reconoce que fue tocado por la ‘espada’ de su oponente en la zona de puntaje.

En el año 2016, la esgrimista mexicana Paola Pliego fue acusada por la CONADE de dar positivo en su prueba de dopaje. La deportista mexicana demostró que estaba limpia de sustancias tóxicas y los demandó por daños morales. Ayer se supo que la esgrimista mexicana ganó el caso y tendrán que pagarle 15 millones de pesos, lo cual sería, hasta el momento, el mejor ‘touché’ de su carrera, sin lugar a dudas.

Coronavirus desde China.

Una serie de alertas y recomendaciones fueron emitidas por la OMS tras detectarse un nuevo virus coronario en China que, según dicen, podría haberse originado en la degustación de un exótico caldo de murciélago.

El mundo está en alerta, y el virus, en la boca de todos. En el istmo en donde aún no hay rumores ni indicios de la presencia del coronavirus, la gente lo está tomando a broma. Hasta dicen que el kilo de banderitas de papel ‘china’ para decorar en las fiestas ya subió a 500 pesos el metro, por aquello del riesgo de contraer el virus. Pero si no les digo.

La verdad es que tenemos la idea de que muchos de esos virus son experimentos que se le salen de las manos a los gobiernos, o en el peor de los casos, que a veces son cortinas de humo para desviar la atención de los verdaderos conflictos mundiales. Sin embargo, mucho cuidado debemos tener, y seguir las recomendaciones emitidas.

En lo personal, tengo una mala experiencia con esos virus que brotan. Hace unos cinco años, uno de mis hermanos fue internado en un hospital norteamericano por una gripa. Las cosas se complicaron tras la anestesia y mi hermano fue conectado a la máquina de respiración artificial. Nunca supimos qué le pasó realmente, sin embargo, su acta de defunción dice que falleció por una infección pulmonar derivada del virus A H1N1. Exacto, el virus que estaba de moda; por eso lo digo.

Que si la vida de los músicos vale menos que la de los Le Baron.

El planteamiento anterior circuló en redes tras el asesinato de diez músicos en el Estado de Guerrero porque la muerte de estos no estaba trascendiendo de la misma forma que el de la familia LeBaron que fue emboscada en el norte del país.